RIQUEZAS TERRENALES



RIQUEZAS SPIRITUALES

 

Ahora, pues, si diereis oído a mi voz,
y guardareis mi pacto, vosotros seréis
mi especial tesoro sobre todos los pueblos;
porque mía es toda la tierra.
~Exodo 19:5 ~  

Las riquezas y la honra están conmigo; 
Riquezas duraderas, y justicia. 
Mejor es mi fruto que el oro,
y que el oro refinado; 
~Porverbios 8:18-19~

Mi Dios, pues, suplirá todo lo que os falta
conforme a sus riquezas en gloria
en Cristo Jesús. 
~Filipenses 4:19~

Asimismo, a todo hombre a quien Dios
da riquezas y bienes, y le da también facultad
para que coma de ellas, y tome su parte,
y goce de su trabajo, esto es don de Dios.
 
Porque no se acordará mucho
de los días de su vida; pues Dios le llenará
de alegría el corazón.
~Eclesiastés 5:19-20~

Riquezas, honra y vida 
Son la remuneración de la humildad
y del temor de Jehová.
~Proverbios 22:4~

 



 

¿Qué son los honores y las riquezas
de este mundo cuando se comparan
con las glorias de la corona de vida?
John Bunyan

Tengo un día.
Si lo sé aprovechar, tengo un tesoro

La posesión de la riqueza tiene lazos invisibles
en donde el corazón se enreda facilmente.
Jacques Bossuet

El que no considera lo que tiene
como la riqueza más grande, es desdichado,
aunque sea dueño del mundo.
Epicuro de Samos

Si eres hombre de Dios, pon en despreciar las riquezas el mismo empeño que ponen los hombres del mundo en poseerlas.
Escrivá de Balaguer

Si vienen a tus manos las riquezas, no pongas
en ellas tu corazón. —Anímate a emplearlas generosamente. Y, si fuera preciso,
heroicamente.  —Sé pobre de espíritu.
Escrivá de Balaguer

 

 

 

TESOROS EN EL CIELO
Mateo 6:19–24

Los Tesoros en el Cielos, nos lleva a imaginar un trayecto de pequeños escalones llenos de flores hacia una puerta que al abrirla encontramos aquellos tesoros del que la Biblia nos habla abundantemente.

Quisiera tratar un poquito los diferentes tesoros que podemos ir depositando en el Banco Celestial, aquel que rinde muchísimo más que los bancos perecederos del mundo, y el rédito de nuestros depósitos son tesoros incalculables que justamente no se compran con oro o plata.

En estos versículos Jesús habla acerca de dónde debe estar nuestro tesoro, así como la manera en que el ojo es un reflejo de lo que hay en nuestro corazón.
Nos enseña a poner en su justo lugar nuestras riquezas terrenales
y dar a Dios la preeminencia sobre todo bien terrenal.

En cierta ocasión Jesús dijo:


“Mirad, y guardaos de toda avaricia; porque la vida del hombre
no consiste en la abundancia de los bienes que posee”.

Si pensamos que todo bien viene de Dios, no debemos pensar que
a Dios no acepta a los ricos pero en Timoteo 6:17 en Apóstol Pablo dice:

“A los ricos de este siglo manda que no sean altivos, ni pongan la esperanza en las riquezas, las  cuales son inciertas, sino en el Dios vivo, que nos da todas las cosas en abundancia para que las disfrutemos”.

Analicemos lo que el Señor quiere decirnos

Tesoros en el cielo.

Jesús inicia esta porción diciendo:

“No os hagáis tesoros en la tierra, donde la polilla y el orín
corrompen, y donde ladrones
minan y hurtan; sino haceos tesoros
en el cielo, donde ni la
polilla ni el orín corrompen, y donde
ladrones no minan ni
hurtan.

Porque donde esté vuestro tesoro, allí estará también

vuestro corazón”.

Jesús sabe del peligro que significa estar ligado a cosas terrenales
y a riquezas materiales y es por esto que nos insta a evitar hacer tesoros en la tierra.

 Él sabe que todo lo que es terrena, un día perecerá y nadie podrá, por más que lo desee, llevarlo consigo a la eternidad.

Debemos conocer porque el Señor nos da este consejo, el sabe que:

  1. Los tesoros en la tierra no son seguro por lo tanto están expuestos a perderse.

  2. Los tesoros en la tierra comprometen nuestro corazón,
    nuestra libertad y nuestra paz.
  1. Los tesoros en la tierra producen angustias, enemistades, y desconfianzas, y avaricia.
    (podemos verlo en Mateo 19: 16-24)


CUANDO EL TESORO DE NUESTRO CORAZÓN SE

ENFOCA EN NUESTRO DINERO,
NUESTRO CORAZÓN SE VUELVE EGOCENTRICO

 

¿Donde quiere Dios que haga tesoros?

EN EL CIELO Lee Mateo 6:19-20

¿Como puedo saber donde estoy
haciendo mi tesoro ..?

DONDE ESTÁ MI CORAZÓN ~ Lee Mateo 6:19-21

EL CORAZÓN IMPLICA:
mi voluntad, mis emociones,
mi mente y pensamientos, mi deseo, mi esfuerzo,
mis metas y mis prioridades ...

¿DONDE ESTA PUESTA MI MIRADA?

Cuando centramos nuestra mirada en las
cosas de este mundo, es algo que nace del
corazón, y de a poco comenzamos amando
dichas cosas.  Lee 1ª Juan 2:15-17

Fijemos nuestra mirada en Jesús,
pues de él procede nuestra fe
y él es quien la perfecciona. Lee Hebreos. 12:2

A QUE DEDICAMOS NUESTRO TIEMPO,
¿A SU REINO O AL NUESTRO?

Si tu mirada y corazón están puestos en las cosas terrenales.
Dios te dice necio.

Y EL SEÑOR LE DICE:

NECIO esta misma noche perderás la vida,
y lo que tienes guardado, ¿para quién será?, Lee  Lucas 12:20
(Necio significa: fatuo-Insensato-Imprudente-falto de razón-terco- porfiado.)

Si tu mirada está en las cosas terrenales,
y en tus prioridades Dios no es lo primero,
Dios te dice que eres un necio y un egocéntrico

ESTAS CAMBIADO LA GLORIA DE LA CASA DEL PADRE
POR LAS ALGARROBAS DE ESTE MUNDO ... ¿MERECE LA PENA?

Podemos atesorar riquezas en el Cielo….

CUANDO SOMOS TESTIGOS DE JESUCRISTO.
CUANDO ESCUDRIÑAMOS SU PALABRA.
CUANDO NOS REUNIMOS EN SU NOMBRE.
CUANDO OBEDEZCO SUS MANDATOS.
CUANDO INTERCEDO POR LOS DEMÁS.
CUANDO ABORREZCO LO MALO Y AMO LO BUENO.
CUANDO HAGO EL BIEN A MIS SEMEJANTES.


 

*Creada con amor*